Abuelita compra ‘Bolas de navidad’ con ropa interior adentro ¡Por equivocación!

Una abuelita de 74 años quiso renovar su arbolito de navidad y fue a una tienda a comprar bolas de colores. La sorpresa llegó al momento de decorar el símbolo navideño y se dio cuenta que no había adquirido los adornos que quería sino bolas con ropa interior.

Los seres humanos conforme vamos cumpliendo años nos vamos haciendo un poquito más despistados. Y esta abuelita no es la excepción, dentro de las pelotas que compró, se encontraron tangas de colores recién salidas de un sex shop. Su nieta le sacó fotos y las subió a su cuenta de Instagram.

Alex Bermingham descubrió que su abuela de 74 años decoró el árbol de Navidad con seis bolas que contenían ropa interior morada en su interior.

La joven relató en su cuenta de Twitter que su abuela compró “por error” las pelotas en una tienda, pensando que eran adornos navideños.

La nieta de la mujer señaló que su abuela al percatarse de que había comprado unas tangas para adornar el árbol de Navidad se sintió avergonzada al suponer que los hombres que la atendieron pensaron que era una pervertida.

Al subir las fotos con el descubrimiento, Bermingham posteó: “¡Les deseo a todos una Navidad pervertida!”.

“Mi abuela, de 74 años, compró bolas de Navidad en Dunnes Stores, y me acabo de percatar al decorar el árbol de que, sin darse cuenta, lo que ha comprado son en realidad tangas de color lavanda. Les deseo a todos una morbosa Navidad”.

Su abuela no se percató que esas bellas bolas no eran para el árbol, sino que eran el envase de ropa interior, la que venía dentro y hacía parecer un bello adorno. Pero cualquiera cometería el error, porque se hacen pasar por unos lindos y brillantes adornos navideños.

Tal y como cuenta la tuitera en su cuenta, su abuela de 74 años fue a comprar bolas para adornar su árbol de Navidad a unos grandes almacenes. La sorpresa llegó cuando, al abrir las bolas de la discordia, se encontraron con más tangas de color morado de los que cualquier mujer o árbol de Navidad de un sex shop necesita. Y, claro, semejante anécdota les ha regalado más de 33 mil likes en apenas día y medio.

Esta divertida secuencia de imágenes se ha hecho viral durante los últimos días. A Alex Bermingham, le ha venido bien la metedura de pata de su abuelita, aprovechándose de la situación y llevándose más likes y seguidores en sus redes sociales de lo que esperaba.

Ya saben, cualquier historia divertida en sus redes, podría causar un resultado demasiado viral.

Ahh… ¡Y Feliz navidad!

About the author

Manuel Moreno

Veinticuatro años. Venezolano. Escritor de pasatiempo y amante de la buena vida. Emprendedor y aventurero. Mente de ingeniero y corazón de músico.

Twenty four years old. Venezuelan. Writer of hobby and good life lover. Entrepreneur and adventurer. Engineer's mind and musician's heart.